Las zonas erogenas masculinas

Presumida June 10, 2009 0

Al igual que en la mujer, en el hombre existen partes de su cuerpo que son especialmente sensibles a la estimulación sexual. El estímulo sobre estas zonas hacen que una relación sea mas o menos buena o muy exitosa.

Conocerlas y explorarlas enriquece el conocimiento de la pareja y la creatividad a la hora del encuentro.

Cuero cabelludo: No tiene tanta fama como los pies, pero la cabeza provoca intensas sensaciones al ser acariciada y masajeada, brindando bienestar y relajación, claves en el inicio de la excitación.

Cuello y nuca: La mejor manera de estimular estas zonas son los masajes y los besos mojaditos, con nuestras lenguas como principal instrumento.

Orejas: Es una zona tan caliente, que tan solo sentir la respiración, el aliento tibio, el jadeo o el gemido de la pareja sobre la oreja, marca toda una diferencia.

Manos: Llevar a tu boca su mano y chupar sus dedos provoca una fuerte reacción. No hay mucho que explicar en qué se pone a pensar él cuando ve su dedo desapareciendo dentro de tu boca.

Tetillas: Comienza con masajes circulares, besa y acaricia con la lengua. Usa tu saliva, succiona, pellizca y dale mordiscos suaves.

Ingle: El masaje sobre esta zona favorece la erección. Se logran excelentes resultados si además, acaricias la zona interna de las piernas y el área testicular.

Glúteos: Aunque muchos hombres insisten en no querer saber nada con esta zona, sienten placer cuando les acarician las nalgas.

Como ves, además del pene, hay muchas otras zonas para estimular.

Escribe un comentario »